Día de la madre


Hoy, primer domingo de mayo, celebramos el día de las mamás. Bueno, vosotros ya sabéis que todos los días son suyos, pero, hoy especialmente, podemos hacerles un pequeño homenaje desde el blog.

¿Qué os parece si hacemos una metáfora?

¿Qué es tu mamá para ti? Una flor, una bombilla que me ilumina, un libro abierto, un espejo en el que mirarme… ¡Hay miles y miles de ideas posibles!

Escribid en vuestros comentarios un símil,  y los iremos publicando a partir del lunes.

Madre-e-hijo-de-Mary-Cassatt

Ahora os dejo con un texto en honor a todas las madres que tanto nos cuidan y enseñan, y siempre incondicionalmente:

Cuenta una antigua leyenda que un niño antes de nacer le dijo a Dios: “Me dijeron que me vas a enviar a la Tierra, ¿Cómo viviré tan pequeño e indefenso que soy?”
Dios le dijo: “Entre muchos ángeles escogí uno para ti, que te está esperando, él te cuidará”
Y el niño prosiguió: “Pero dime, Dios, aquí en el Cielo no hago más que cantar y sonreír, eso basta para ser feliz”.
Y Dios le contestó: “Tu ángel te cantará, te sonreirá todos los días y tú sentirás su amor y serás feliz”.
Niño: “Y ¿cómo entender, Dios, lo que la gente me hable si no conozco el extraño idioma que hablan los hombres?”
Dios le responde: “Tu ángel te dirá las palabras más dulces y más tiernas que puedas escuchar y con mucha paciencia y cariño te enseñará a hablar”
Niño: “Y ¿qué haré, Dios, cuando quiera hablar contigo?”
Dios: “Tu ángel te juntará las manitas y te enseñará a orar”
Niño: “He oído que en la Tierra hay hombres malos ¿Quién me defenderá?”
Dios: “Tu ángel te defenderá aún a costa de su propia vida”.
Niño: “Pero estaré siempre triste, porque no te veré más, Dios”
Dios cariñosamente le dice: “Tu ángel te hablará de mí y te enseñará el camino para que regreses a mí; aunque tú te alejes, yo siempre estaré contigo”.
En ese instante una gran paz reinaba en el Cielo, ya se oían voces terrestres y el niño presuroso repetía suavemente. “Dios mío, Dios mío, si me voy al menos dime su nombre, cómo se llama mi ángel”.

Dios le contestó: “Su nombre no importa, tu le dirás MAMÁ”.

Anuncios

2 pensamientos en “Día de la madre

  1. Para mi mi madre es la señora que me cuida y comprende mis cosas que otras madres no podrían comprender.

    Es esa señora que sabe la cura a cuando yo o mis hermanos estamos tristes.

  2. Mi madre es esa señora super rapida que en 0,01 segundos esta sujetandome para evitar que me descuerne por las escaleras
    Es esa mujer tan fuerte que mientras levanta mis 30 kg entra el carro de la compra lleno hasta arriba
    Es esa maga que con unas caricias hace que unas lagrimas se conviertan en una sonrisa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s